"Debemos huir de la idea de autocomplacencia que pueda asociarse al acto solidario y centrarnos en el hecho desesperado de aquellas personas que lo necesitan para sobrevivir." T.S.
SOLIDARIDAD - التضامن - solidariteit - салідарнасць - solidarnost - solidareco - סולידריות - solidaarsus - undod - همبستگی - solidaarisuus solidarité - Zumunci - پيوستون - szolidaritáson - solidarity - dlúthpháirtíochta - samstöðu - solidaritāte - solidarumas - αλληλεγγύης - solidarjetà solidarność - solidarităţii - mshikamano - pagkakaisa - เป็น น้ำหนึ่งใจเดียวกัน - dayanışma - solidaritat - סאָלידאַרישקייט - SOLIDARIEDADE

24.4.10

3 anécdotas de la campaña “Solidari-DAD-libros”

Foto: E.R.S.2010

        Los que seguís este blog sabéis que se acaba de celebrar la Semana del Libro Solidario bajo el lema “Solidari-DAD-libros”, a lo largo de los distintos tiempos de recreo. Pronto comunicaremos lo que consideramos han sido excelentes resultados.
Gracias a toda la comunidad escolar.

      Del buen ambiente que hubo a lo largo de la semana, recogemos estas tres anécdotas.

Dos alumnas de 1º de bachillerato:
       - ¿Qué tal te salió el examen de Filo?
       - Creo que bien, aunque es el exámen de Filo que hice más rápido en mi vida.
       - ¿Y eso?
       - Estaba deseando acabar para incorporarme a la venta de libros.

Una niña de 1º de bachillerato cae enferma y manda un correo dándonos ánimo en el que dice:
       " Lo que más siento de estar enferma es no poder estar ahí vendiendo libros (...) pensé que no iba a funcionar eso del Libro Solidario y ahora estoy “enganchada”.

Un niño de unos 7 años se acerca al stand de venta de libros y después de mirar varios dice:
       - ¿Puedo llevarlo?
       - Hay que dar un euro
       - Es que no nos dejan traer dinero al cole
En ese momento se echa a llorar y exclama:
       - Quiero que se acabe el cole pronto
       - No llores hombre, ¿por qué dices eso?
       - Porque quiero ser mayor para poder comprarlo.

2 comentarios:

Jorge Enriquez dijo...

El mundo al revés. A mí me gustaría ser niño para tener tiempo y leer libros. Al final lloramos por lo que no tenemos y nos olvidamos de lo que cada día pasa a nuestro alrededor.
Ha sido muy bonito ver cada mañana, cada comida, cada tarde, un grupo de chicos y chicas con buen ánimo. Creo que eso es suficiente.
Me voy a leer.

Piruleta de colores dijo...

Para mi desde luego ha sido genial, porque tampoco confiaba e el éxito de la campaña y porque a todos nos encanta estar "ahi" de vendedores. Todos los niños nos decian que volviesemos y yo decía: "para el año que viene". Y si es así, desde pamplona vengo esa semana para vender los libros :)
Experiencia genial para repetir!

Cargando...